48 horas en Buenos Aires

Buenos Aires es una de las ciudades más cosmopolitas de América Latina, conocida también como el “París de Sudamérica”, tiene mucho que ofrecer al turista que va en busca de tradición, cultura, moda y gastronomía. Prepárate para dos días de tango y vino en el “Buenos Aires querido” de Gardel.

Como Buenos Aires es una ciudad bastante grande, hay recorridos que te recomiendo hacer en autobuses turísticos, taxi o transporte público.

Día 1

Obelisco
Comenzaremos el recorrido en uno de los monumentos más simbólicos de Buenos Aires, el Obelisco, situado también en el cruce más importante de la ciudad, la Avenida 9 de Julio y Corrientes. El monumento fue fundado en 1936 para conmemorar el cuarto centenario de la fundación de Buenos Aires.

Cerca del Obelisco se encuentra el Congreso Nacional, un edificio bastante impresionante, con una cúpula de 80 metros de altura, una de las más grandes de la ciudad.

El Obelisco de Buenos Aires. Foto © Patrick Mreyen

El Obelisco de Buenos Aires. Foto © Patrick Mreyen

Café Tortoni
De ahí vamos a tomar un café con una deliciosa “factura” argentina o churros con chocolate, en un clásico de esta ciudad porteña. Este café fue inaugurado en 1858 y era un lugar frecuentado por artistas e intelectuales. Aquí se puede desayunar, comer y cenar o hasta ver un show de tango, tienen un espectáculo muy bonito. Café Tortoni (Avenida de Mayo 825).

Café Tortoni. Foto © Patrick Mreyen

Café Tortoni. Foto © Patrick Mreyen

Catedral Metropolitana
Monumento Histórico Nacional, ahí se encuentra el mausoleo del general José de San Martín, uno de los libertadores de Sudamérica.

Catedral Metropolitana. Foto © Patrick Mreyen

Catedral Metropolitana. Foto © Patrick Mreyen

Plaza 25 de Mayo
Frente a la catedral se encuentra esta plaza de gran importancia en la historia de Argentina, llamada así en homenaje a la Revolución del 25 de mayo de 1810. Ahí se realizaron grandes manifestaciones y desde 1977 es el punto de reunión de las Madres de Plaza de Mayo, quienes protestan por sus hijos desaparecidos durante la dictadura.

Frente a la plaza, podrán ver la Casa de Gobierno o Casa Rosada.

Plaza 25 de Mayo. Foto © Patrick Mreyen

Plaza 25 de Mayo. Foto © Patrick Mreyen

San Telmo
Uno de los barrios más bellos y bohemios de la ciudad. Famoso por sus mercados de antigüedades, la Feria de la Plaza Dorrego, sus iglesias, el Paseo de la Historieta donde puedes tomarte una foto con nada más y nada menos que Mafalda o simplemente disfrutar de sus restaurantes, cafecitos y bares, que no tienen nada que envidiar a los cafés de las ciudades europeas. Les recomiendo el Bar El Federal (Perú y Carlos Calvo) uno de los más antiguos de Buenos Aires.

Barrio de San Telmo. Foto © Patrick Mreyen

Barrio de San Telmo. Foto © Patrick Mreyen

La Boca
Ahora si vamos a comer y a comer bien en un lugar muy tradicional por el que han pasado muchos famosos: El Obrero (Agustín R. Caffarena 64). Aunque es un poco difícil de encontrar, vale la pena ir, sin exagerar creo que ahí he comido la mejor milanesa napolitana, pero todo es delicioso.

Ya estando en el barrio de La Boca, nos dirigiremos a ver el Caminito, un paseo peatonal súper colorido, donde verás tango en la calle, pintores vendiendo sus obras, esculturas caricaturescas de los personajes más famosos como Eva Perón y Maradona. El pintor Benito Quinquela Marín, junto con los vecinos de la zona, llevaron a cabo una iniciativa para transformar este barrio en algo artístico. En 1959 Quinquela bautizó el paseo como “Caminito” en honor al tango que lleva el mismo nombre.

Muy cerca de ahí se encuentra el famoso estadio de La Bombonera.

El Caminito en La Boca. Foto © Patrick Mreyen

El Caminito en La Boca. Foto © Patrick Mreyen

Milanesa napolitana en El Obrero. Foto © Patrick Mreyen

Milanesa napolitana en El Obrero. Foto © Patrick Mreyen

Palermo
Uno de los barrios más chic de Buenos Aires y el más grande. Está dividido en varias zonas como Palermo Viejo, Palermo Soho, Palermo Hollywood, Bosques de Palermo, Palermo Chico, entre otros. Aquí se encuentran restaurantes, bares y tiendas de diseño, etc. En mi opinión, es la zona ideal para hospedarse.

Cenar en: Esta noche les recomiendo cenar en Las Cabras (Fitz Roy 1795, esquina con El Salvador). Ahí disfrutarán de un buen corte de carne y por supuesto un delicioso Malbec.
Salir de copas: Si bien en Palermo Hollywood hay muchos bares y clubes nocturnos, les recomiendo recorrer la Calle Honduras donde hay gran variedad de lugares para salir.

Restaurante Olsen, en Palermo Hollywood. Foto © Patrick Mreyen

Restaurante Olsen, en Palermo Hollywood. Foto © Patrick Mreyen

Día 2
Cementerio de la Chacarita
¿Por qué empezamos en un cementerio? Bueno, porque ahí se encuentran famosas personalidades como Carlos Gardel, Aníbal Troilo, Roberto Goyeneche, Benito Quinquela Martín, entre muchos otros.

Tumba de Carlos Gardel en el Cementerio de la Chacarita. Foto © Patrick Mreyen

Tumba de Carlos Gardel en el Cementerio de la Chacarita. Foto © Patrick Mreyen

Abasto
En este barrio visitaremos el Museo Casa de Carlos Gardel, donde ‘el morocho de Abasto’ vivió durante sus últimos años de vida. Ahí mismo se puede apreciar el Paseo del Filete, con todo el arte fileteado porteño, un proyecto que también nació de la iniciativa de los vecinos de la zona.

Casas con el arte fileteado en el barrio de Abasto, cerca de la Casa Museo Carlos Gardel. Foto © Patrick Mreyen

Casas con el arte fileteado en el barrio de Abasto, cerca del Museo Casa de Carlos Gardel. Foto © Patrick Mreyen

Recoleta
Uno de los barrios más exclusivos de la ciudad, donde además de recorrer sus calles, visitaremos el Cementerio de la Recoleta, ¿por qué otro cementerio? porque es impresionante, con sus mausoleos y bóvedas, que presumen de una arquitectura majestuosa y del poder adquisitivo de los que ahí descansan.
Además ahí se encuentra la tumba de una de las mujeres más famosas del mundo: Eva Perón.

Les recomiendo hacer la visita con guía, ya que ahí descansan muchas personalidades famosas y muchos de los mausoleos y bóvedas tienen historias súper interesantes.

¿Tienen hambre? podemos comer en esta zona, les recomiendo una pizzería bastante concurrida El Cuartito (Talcahuano 937). Pero si aún pueden esperar, entonces dirijámonos hacia Puerto Madero.

Cementerio de La Recoleta. Foto © Patrick Mreyen

Cementerio de La Recoleta. Foto © Patrick Mreyen

Puerto Madero
Un buen sitio para comer, ya que tiene muchos y muy buenos restaurantes. Después a dar un paseo, que es precioso el puerto.

El moderno Puerto Madero. Foto © Patrick Mreyen

El moderno Puerto Madero. Foto © Patrick Mreyen

Cenar en: La Cabrera. Sí, es un lugar muy turístico, pero riquísimo, les recomiendo el Bife de Chorizo. (Cabrera 5099 y Cabrera 5127)

Bife de chorizo en La Cabrera. Foto © Patrick Mreyen

Bife de chorizo en La Cabrera. Foto © Patrick Mreyen

Salir de copas en: Million, es como casa antigua, con bar, restaurante y terraza, cada planta es como un ambiente diferente. Un lugar muy bonito y divertido.

¿Dónde ver o aprender a bailar tango?
Mejor le preguntamos a Chify Negretti, compositora y cantante argentina, que dio estos tips para los lectores de La Trotamundos:

Señor Tango
La Viruta
La Catedral Club

¿Se quedaron con ganas de ver más de Argentina? Entonces les recomiendo estos artículos:

Guía de Argentina

Un viaje hasta el ‘Fin del Mundo’

Canopy y rápel en Iguazú

The following two tabs change content below.
Silvia Lucero es la creadora de La Trotamundos. Periodista y blogger de viajes, ha trabajado y vivido en varias ciudades del mundo y está siempre en busca de nuevas aventuras y experiencias.
Comments
2 Responses to “48 horas en Buenos Aires”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] artículos de Argentina 48 horas en Buenos Aires Un viaje hasta el ‘FIn del Mundo’ Un viaje divertido a las Cataratas de […]

  2. […] quieres viajar a Argentina te recomiendo: 48 horas en Buenos Aires Un viaje hasta el Fin del […]