Polonia

Varsovia, Polonia. Foto © Silvia Lucero

Varsovia, Polonia. Foto © Silvia Lucero


País:
Polonia

Lo básico: Población: 38,415,284 (según The CIA World Factbook). Moneda: zloty. Idioma(s): polaco.

Mi recorrido: Duración: una semana. Comenzamos el viaje en Breslavia (Wroclaw en inglés) donde nos quedamos dos noches, hicimos el clásico recorrido turístico y visitamos lugares bastante interesantes, ya que es una ciudad que tiene mucho que ofrecer.

Breslavia es una ciudad llena de plazas y edificios coloridos, la ciudad es preciosa, sobre todo si se tiene en cuenta que durante la guerra fue destruida en un 85% y lograron reconstruirla basándose en fotografías. En el 2005 el ayuntamiento colocó simpáticos gnomos, cada uno con su historia, por el centro de la ciudad. Una vez que encuentras el primero, es imposible dejar de buscar a las otras figuras que se encuentran en los sitios menos esperados, como detrás de las rejas de una ventana, como si fuera un gnomo encarcelado o con dinero en un cajero automático. En esta ciudad histórica también comimos en el restaurante ‘Pwnica Swidnicka’, el más antiguo de Europa.

Pero lo que más me impresionó fue el Museo Panorama Raclawicka, donde vimos el mural circular “Panorama of the Battle of Raclawice”, que mide 15 x 114 metros. Es de los pocos murales de esta categoría que aun se conservan en Europa.

Después de Breslavia fuimos al Museo y Memorial Auschwitz-Birkenau, no necesito explicar lo que vimos, porque la historia todo el mundo la conoce, pero si creo que es un lugar que todos deben intentar visitar alguna vez en la vida, para no olvidar lo que el hombre es capaz de hacer.

De Auschwitz viajamos a Cracovia, una de las ciudades más hermosas de Europa, la Plaza del Mercado Principal es impresionante, una de las más grandes de Europa, la judería es otro de los barrios más interesantes de la ciudad y el nuevo Museo de Oskar Schindler, donde se encontraba su fábrica, es una parada obligatoria.

En Cracovia nos quedamos tres días, pero uno de ellos lo dedicamos a las Minas de Sal de Wieliczka.

Los últimos tres días del viaje los pasamos en Varsovia, otra ciudad impresionante. La verdad es que Polonia me sorprendió mucho, porque aunque sabía que era un país con una historia muy interesante y muy bello, no me imaginaba que sus ciudades fueran tan coloridas y hermosas. Lo único malo es la infraestructura, sus carreteras son muy malas, nos tomó más tiempo de lo previsto el conducir de una ciudad a otra.

¿Qué comer/beber?: Sus deliciosos pierogis o dumplings, obviamente probar su vodka. En Cracovia les recomiendo el bar ‘Pijalnia Wodki i Piwa’ para shots de vodka de diferentes sabores.

No te puedes perder… La visita al Auschwitz. En Varsovia el Museo de Fryderyk Chopin, muy moderno e interactivo. Buscar los gnomos de Breslavia. Visitar la antigua fábrica de Oskar Schindler.

Tips de viaje: Si se va a conducir, tener en cuenta que las carreteras son malas, tomará el doble de tiempo moverse de un punto a otro.

VER FOTOS

The following two tabs change content below.
Silvia Lucero es la creadora de La Trotamundos. Periodista y blogger de viajes, ha trabajado y vivido en varias ciudades del mundo y está siempre en busca de nuevas aventuras y experiencias.
Comments
2 Responses to “Polonia”
Trackbacks
Check out what others are saying...


Leave A Comment